RISAS Y DIVERSIÓN CON MÁXIMO ÓPTIMO

Ayer por la tarde en la plaza de Miguel de Cervantes pudimos disfrutar del espectáculo de Máximo Óptimo y que gracias al buen tiempo pudo realizarse en el exterior.

Malabares con motosierras o espadas, equilibrios imposibles sobre un monociclo de más de dos metros de altura, y risas, muchas risas, hicieron disfrutar a pequeños y mayores.

El artista combinó la espontaneidad de la calle y el gesto cómico del payaso con un humor provocador e inteligente, logrando que nadie de los allí presentes se aburriera durante el tiempo que duró la función.

Este espectáculo se encuentra dentro del programa de la Red de Artes Escénicas y Música de Castilla La-Mancha.